Mundial Qatar 2022: los cortes de pelo de los jugadores de la Selección que ya marcan tendencia

Como un detalle hermoso que no debería faltar en una serie biográfica sobre la Selección, hace 27 años se disparó una de las polémicas más insólitas de su historia. La controversia del pelo corto entre el técnico Daniel Passarella y Fernando Redondo. El Kaiser lo corrió por su melenita. Obligó a sus jugadores a cortarse el…

mundial-qatar-2022:-los-cortes-de-pelo-de-los-jugadores-de-la-seleccion-que-ya-marcan-tendencia

Como un detalle hermoso que no debería faltar en una serie biográfica sobre la Selección, hace 27 años se disparó una de las polémicas más insólitas de su historia. La controversia del pelo corto entre el técnico Daniel Passarella y Fernando Redondo.

El Kaiser lo corrió por su melenita. Obligó a sus jugadores a cortarse el pelo si querían ser convocados. “El aro y el pelo largo son peligrosos porque los jugadores se distraen durante el partido tocándoselos muchas veces”, se leía en la sección Deportes en 1995.

Gabriel Batistuta acató. Redondo, no. Maradona, que se preparaba para volver a Boca, se hizo un mechón rubio en “repudio” al protocolo Passarella.

Unos centímetros más o menos de pelo lo fue todo en la cancha medio cuarto de siglo atrás. Años después –antes de que empezaran a aparecer con el cuerpo casi totalmente tatuado–, el corte del pelo de los jugadores pasó a ser central. Desde el look. Y un territorio donde los DT quedan en el banco.

La imagen de la mayoría de estos seres se cuenta de a millones de dólares en publicidad. Pero también hace que millones quieran el mismo corte (o que salgan de las barberías teniéndolos). Pasa un poquito más en Argentina.

¿Qué estilos de cortes tiene la Selección en Qatar 2022? Dany Ale es el barbero oficial de nuestro equipo. Tiene 28 años, un origen humilde en José León Suárez y una habitación en un hotel cinco estrellas de Doha. Es parte del staff de AFA en el Mundial.

Es quien le pone a Messi la bata celeste, ahí mismo, en una silla al pie de la cama, y le hace pelo y barba. Si presiona la navaja contra el mejor jugador del mundo (que hasta deja que grabe el momento y lo suba a su Instagram), lo hace también con el resto.

En la albiceleste manda el corte fade, que es práctico describir como “más rapadito abajo”. Pero está el low fade (o fade bajo), el midi fade (medio) y high fade (el fade alto). Con primeros planos en altísima definición, más las fotos de las tapas de los diarios, todo esto se ve después en la calle.

Fade es disminuir, esfumar naturalmente el largo desde la coronilla hasta la nuca. El fade también consiste en que llegue hasta la barba, que va apareciendo desde las patillas.

“Los cortes que aparecen en cada Mundial marcan tendencia. Sobre todo en el de Corea-Japon (2022) que fue el primero en donde los jugadores se animaron a más”, dice a Clarín el peluquero Fernando Elo. “¡Fue horrible! Pido perdón a todas las madres que vieron a sus hijos hacerse el mismo corte de pelo”, reconoció Ronaldo en una reciente entrevista con Sports Illustrated sobre el look furor de hace dos décadas, totalmente rapado, salvo por unos centímetros tupidos al frente.

Elo es el fundador de Salón Berlín, el club “sólo para caballeros”, pionero de Palermo, desde 1999. Mucho antes del furor por las barberías de hoy. En 2017 trasladó toda su estética a Rosario para cortarles el pelo a los jugadores invitados por Messi a su casamiento con Antonela Roccuzzo.

El peluquero sabe cómo conseguir la longitud capilar exacta en los laterales y la parte trasera de las cabezas de los cracks y de los clientes. Y lo analiza.

“A mi entender, los chicos de la Selección pueden imponer tendencia o no, pero en realidad el que podría imponerla es el peluquero“, aclara, por esto de que hay un único barbero oficial.

“Al ser cortes muy trabajados con máquina, bastante cortos, con varias similitudes entre los jugadores, viene siendo lo mismo que en el Mundial anterior: mucha máquina, muy ‘marcado’ y tal vez un estilo centroamericano“. Todo muy “usable”, apto para quienes no llevan un número en la espalda. El estilo conservador, cree, repite también en las barbas.

“La tendencia de cortes para este Mundial es que sea lo más natural posible. Sería como volver al Mundial 78, al Mundial 86, donde el pelo no era tan importante. La tendencia la marcaba el juego”, cree. Hoy, 9 de 10 jugadores tienen el mismo look.

Lionel Messi (2022-2018)

“Messi impone una tendencia con lo que sabe hacer. Nunca me gustó cómo le cortan en pelo. Yo lo trabajaría distinto en la parte de la nuca y arriba. Incluso, la barba. Pero le perdonamos todo a Leo”, dice Elo. “Corte fade clásico para Leo Messi”, describe Dany.

Sobre Lautaro Martínez, con su corte fade alto, todo a navaja, y jopo texturizado, tiene varios detalles más.

Lautaro Martínez (2022)

“Se corta dos veces por semana. Ahí está claro por qué lo tiene tan, tan corto. Siempre igual, no varía desde hace muchos años. Está el detalle de que le cortan muy, muy corto en la frente y dejan bastante largo la parte de arriba. Es una cuestión técnica, muy personal. El impone la tendencia de cortarse muy seguido, que está pasando”. 

Paulo Dybala (2022-2018)

Sobre Paulo Dybala, con un flequillito corto que en las redes relacionan con los Beatles y el trapero Tiago PZK, ve apenas diferencia con sus compañeros. Con Angel di María, agudiza el expertise.

Angel Di María (2022-2018)

“Se ve muy parecido al corte de fade alto de Martínez, pero la diferencia es que Di María tiene otro tipo de pelo. El corte es demasiado prolijo, muy corto a los costados. Yo no despejaría tanto los laterales, porque él tiene una cara muy delgada. Le quedaría bien un poquito menos corto”, apunta.

El “Dibu Martínez” luce un low fade. Un degradé bajo. “Es tradicional. Tiene similitudes con jugadores de pelo afro, que se hacen este tipo de corte. Es más de la NBA que del fútbol“.

Leandro Paredes (2022-2018)

Leandro Paredes es el que se anima seguido a la decoloración, que parece que tiene la tarjeta roja entre las tendencias de los jugadores argentinos. Pero Elo se enfoca en su barba. “No es muy tupida. Cuando es así (tal como asesora a los clientes), yo le dejaría un poquito de bigote y chiva, apenitas adelante, en la parte del mentón”. 

Rodrigo de Paul (2022)

Rodrigo de Paul, que es el más lookeado del equipo, como se lo ve en las tapas junto a su novia Tini Stoessel, es el que los “imitadores más osados” piden en las barberías argentinas. “Tiene un corte que vimos en el Mundial 2002 en David Beckham, pero actualizado. Es una especie de cresta”. Más jugado.

Franco Armani (2022-2018)

Para cerrar, Franco Armani, con un corte “muy similar al resto”. Pero a partir de él, Elo tiene una anécdota futbolera que remite a cierto DT polémico.

“Alguna vez un director técnico me lo dijo mientras le cortaba el pelo: ‘Los arqueros nunca deben tener pelo largo. O por lo menos que no les llegue a tapar los ojos'”.

AS