Mientras Australia aún no define la situación de Novak Djokovic, su nombre desaparece de la lista de entrenamiento

Las ambiciones de Novak Djokovic de disputar el Abierto de Australia y ganar su Grand Slam número 21, para alcanzar así un nuevo récord, se desvanecieron luego de que el ministro de Inmigración, Alex Hawke, hizo uso de su poder personal y canceló este viernes la visa del número uno del tenis mundial.La medida adoptada…

mientras-australia-aun-no-define-la-situacion-de-novak-djokovic,-su-nombre-desaparece-de-la-lista-de-entrenamiento

Las ambiciones de Novak Djokovic de disputar el Abierto de Australia y ganar su Grand Slam número 21, para alcanzar así un nuevo récord, se desvanecieron luego de que el ministro de Inmigración, Alex Hawke, hizo uso de su poder personal y canceló este viernes la visa del número uno del tenis mundial.

La medida adoptada por el ministro australiano puso en crisis al equipo de Nole que había llegado a Melbourne con la ambición de conquistar su décimo Abierto de Australia, que comenzará el lunes. Sus abogados ya habían anticipado que apelarán la decisión en los tribunales, pero si fracasan en la presentación, el tenista será deportado inmediatamente del país.

“Hoy ejercí mi poder bajo la sección 133C (3) de la Ley de Migración para cancelar la visa del Sr. Novak Djokovic por motivos de salud y buen orden, sobre la base de que era de interés público hacerlo”, fundamentó Hawke en un comunicado de prensa.

Según informó el diario The Age, el ministro indicó que “esta decisión siguió las órdenes del Tribunal Federal de Circuito y Familia del 10 de enero de 2022, anulando una decisión de cancelación anterior por motivos de equidad procesal”.“Al tomar esta decisión, consideré cuidadosamente la información que me proporcionó el Departamento del Interior, la Fuerza Fronteriza de Australia y el Sr. Djokovic”. agregó.

Asimismo, el ministro resaltó que el gobierno “está firmemente comprometido con la protección de las fronteras de Australia, particularmente en relación con la pandemia de COVID-19”.

El ministro de Inmigración Alex Hawke canceló la visa de Novak Djokovic. Foto: AP

Djokovic viajó el 5 de enero a Melbourne con una exención médica que le permitía jugar en el Abierto de Australia sin estar vacunado, aunque después las autoridades de Aduanas le cancelaron el visado y lo detuvieron hasta que el lunes un fallo judicial le dio la razón al tenista.

La polémica se originó porque el número uno del tenis había declarado que no había viajado en los últimos 14 días previos a su arribo a Australia, pero lo cierto es que se había desplazado de Serbia a España, mientras que en su país concedió una entrevista a un medio francés sabiendo que era positivo de coronavirus.

El nombre de Novak Djokovic había desaparecido misteriosamente de la lista de jugadores programados para las sesiones de entrenamiento en Melbourne Park, prevista para este viernes.

Se esperaba que Djokovic estuviera en la cancha central, y los medios tuvieran la oportunidad de verlo desde una ventana durante unos 15 minutos.

Sin embargo,  el nombre del serbio fue eliminado de la lista de jugadores programados para entrenar.

El nueve veces campeón del Abierto de Australia completó una sesión de práctica separada en el Rod Laver Arena este viernes mientras esperaba una definición de su situación legal.

Los abogados del serbio analizan la apelación. Foto: AP

Podrá Djokovic revertir una posible deportación

La prensa australiana ya hacía especulaciones sobre un fallo adverso para el tenista serbio antes que se conociera la resolución del ministro de Inmigración. La profesora de derecho público de la Universidad de Nueva Gales del Sur, Sydney, Janina Boughey, advirtió que Novak Djokovic tiene pocas vías de apelación.

Boughey explicó, en declaraciones al diario The Sydney Morning Herald, que la discreción que tiene el ministro de Inmigración Alex Hawke es amplia, y todo lo que Djokovic podría hacer es buscar una revisión judicial para determinar si el funcionario ha ejercido legalmente su poder.

“Siendo realistas, a menos que el ministro cometa un error de procedimiento, no cumpla con los términos de la Ley o la decisión realmente no tenga fundamento, es poco probable que Djokovic tenga éxito”, apuntó Boughey.

Mary Anne Kenny, profesora asociada de la facultad de derecho de la Universidad de Murdoch, indicó que el poder personal del ministro no es vinculante y, si se ejerce correctamente, su decisión no puede ser revisada por los tribunales.

El ex secretario adjunto del Departamento de Inmigración, Abul Rizvi, también opinó sobre el caso y señaló que si el tenista apela, una opción abierta para el funcionario sería “liberarlo de la detención con una visa puente mientras procede la apelación”. “Eso puede tomar suficiente tiempo para que Djokovic compita en el torneo”, completó.

La bronca de Stefanos Tsitsipas: “Djokovic nos hace parecer unos idiotas”

En medio de esta crisis, el griego Stefanos Tsitsipas manifestó su malestar por la inclusión del serbio en el cuadro del torneo, ya que el número 1 de la ATP quedó al borde de ser expulsado del país antes del inicio del primer Gran Slam del año.

“Djokovic establece sus reglas, esto es claro. Hizo algo que pocos osaron desde que la ATP y Tenis Australia anunciaron las condiciones para estar aquí. Entre los jugadores, ninguno imaginaba poder venir sin estar vacunado”, declaró Tsitsipas, quien admitió que “se precisa mucho coraje para hacerlo”.

Sin embargo, el griego expresó que “parece que no todos siguen las reglas”. “Y ésta muy pequeña minoría hace parecer a la mayor parte de los demás jugadores unos idiotas, en un determinado sentido”, agregó el número 4 del mundo.

Tsitsipas, que en Australia debutará ante el sueco Mikael Ymer (82), cuestionó a Djokovic ante un canal de la TV de India pese a que tiempo atrás había invitado a “respetar a Novak, cualquiera sea su decisión”.

Por su parte, Rafael Nadal también fue uno de los tenistas que se expresó sobre la situación del serbio. En su momento explicó que “debemos de fiarnos de la gente que sabe”, en alusión a los profesionales de la salud que aconsejan vacunarse para frenar la pandemia.

No es bueno para nadie lo que está sucediendo. No manejo todos los detalles de lo acontecido así que no puedo tener una opinión cimentada”, aclaró Nadal cuando todavía no se conocía la decisión del ministro.

Al respecto agregó: “Me sabe mal por él pero Novak sabía las condiciones de antemano” e insistió en que es importante confiar en los profesionales de la materia y seguir su consejo de recibir la vacuna.

“Es normal que la gente de aquí se frustrara. Han pasado confinamientos muy duros, la gente no podía viajar de un estado a otro”, transmitió el tenista al opinar sobre el revuelo que causó la noticia de que el serbio había recibido supuestamente una exención médica para disputar el Abierto de Australia.

Las autoridades que organizan el Grand Slam exigen a sus participantes estar vacunados contra el COVID-19, pero Nole fue autorizado a ingresar al país por un juez australiano luego de un rechazo inicial a su visa, y ahora corre riesgo, según la prensa local, de ser condenado a 5 años de prisión en el país por su “error”.

El serbio admitió haber violado el aislamiento dispuesto en su país para los casos de coronavirus. Djokovic, quien nunca confirmó haber sido vacunado contra el Covid-19, fue visto el 16 de diciembre en Belgrado luego de haber resultado positivo en un control de coronavirus.

Al día siguiente, la Federación de Tenis de Serbia anunció en su perfil de Facebook que “el mejor tenista del planeta” firmó justamente el 17 de diciembre copas y diplomas jugadores jóvenes. La publicación incluía fotos de Djokovic con los funcionarios de la federación y unos 20 jóvenes, todos sin barbijo.

Con información de agencias

GRB

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA