Salió de trabajar con su moto y nunca llegó a la casa: apareció asesinada

Una enfermera de 30 años que estaba desaparecida desde este miércoles, cuando salió de trabajar del Hospital San Felipe, apareció asesinada con cortes en el cuello y signos de haber sido estrangulada.Daiana Almeida fue vista por última vez cuando salió con su moto del hospital en el que trabajaba, en horas de la noche. Se…

Salió de trabajar con su moto y nunca llegó a la casa: apareció asesinada

Una enfermera de 30 años que estaba desaparecida desde este miércoles, cuando salió de trabajar del Hospital San Felipe, apareció asesinada con cortes en el cuello y signos de haber sido estrangulada.

Daiana Almeida fue vista por última vez cuando salió con su moto del hospital en el que trabajaba, en horas de la noche. Se dirigía rumbo a su casa, ubicada a 20 cuadras del centro médico.

La búsqueda de Daiana comenzó este jueves a la mañana cuando su madre denunció en sede de la Comisaría Primera que su hija no había regresado a su domicilio, en Lavalle al 900.

Daiana Almeida se iba a casar en tres meses.

Según fuentes de la investigación, una vecina declaró que vio a la joven en la moto con otra persona, pero que no parecía una circunstancia de robo. Al mismo tiempo una cámara de seguridad de un supermercado chino registró el instante en que Daniela circula junto a un hombre en su vehículo.

Luego de los peritajes, efectivos policiales encontraron la moto abandonada de la enfermera, y a pocos metros el cuerpo de la misma con el torso desnudo, cortes en su cuello y signos de haber sido estrangulada.

Daiana Almeida junto a su moto con la que iba todos los días a trabajar. Foto: Facebook.

Por tal motivo, los investigadores no solo centraron la investigación en las imágenes de las cámaras de seguridad sino también en los testimonios y la pareja de la víctima, con quien se casaría en tres días.

Juliana, compañera de trabajo de Daiana, contó a TN que “hubo una discusión con su novio, pero nada que hiciera sospechar que ella se iría o desaparecería” . “Estudiamos juntas y empezamos a trabajar en el hospital hace seis años. Estamos en distintos sectores pero nos cruzamos. Ella siempre cumple el horario de 18 a 00 y se va en moto”, detalló la mujer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *