La “luz del universo joven” y los exoplanetas, las claves por las que tres científicos ganaron el Nobel de Física

En los últimos 50 años, gracias a los avances tecnológicos, la ciencia comenzó a desplegar los mecanismos que rigen el Universo. Ayer, la Real Academia de las Ciencias sueca, reconoció el aporte de tres astrofísicos. El canadiense James Peebles obtuvo la mitad del galardón por predecir algunas propiedades de la radiación cósmica del fondo de…

La “luz del universo joven” y los exoplanetas, las claves por las que tres científicos ganaron el Nobel de Física

En los últimos 50 años, gracias a los avances tecnológicos, la ciencia comenzó a desplegar los mecanismos que rigen el Universo. Ayer, la Real Academia de las Ciencias sueca, reconoció el aporte de tres astrofísicos. El canadiense James Peebles obtuvo la mitad del galardón por predecir algunas propiedades de la radiación cósmica del fondo de microondas (RFM) a mediados de los 60. Mientras que los suizos Michel Mayor y Didier Queloz, comparten la otra mitad por ser los primeros en encontrar un planeta extrasolar orbitando una estrella, en octubre de 1995.

Lo curioso es que las dos partes ganadoras están relacionadas de forma indirecta, ya que sus actividades no son complementarios. Los tres reciben el premio por sus “contribuciones a nuestra comprensión de la evolución del Universo y el lugar de la Tierra en el cosmos”, según el veredicto de la Real Academia de Ciencias Sueca.

Mirá también

“A Peebles se lo premió por su destacadísima trayectoria en cosmología y no por un descubrimiento en particular. Contribuyó al entendimiento de la RFM y sus consecuencias, incluso antes de que dos ingenieros de la compañía Bell Labs confirmaran su existencia en 1965. Esta RFM corresponde a luz emitida 380 mil años después del Big Bang, en una etapa muy temprana del universo cuando todavía era opaco, y viaja casi libremente hasta hoy”, explica Nahuel Miron Granese, del departamento de Física de la UBA.

Esquema que explica los principales descrubrimientos de los tres cosmólogos laureados con el Premio Nobel de Física 2019 – AFP / AFP

Y si bien el RFM está distribuido por todo el universo y llega a la Tierra desde todas las regiones del cielo, es Imperceptible para los sentidos humanos. Solo se puede captar con radiotelescopio, a través de una gran antena parabólica y permite deducir cómo era el Universo y cómo evolucionó a lo largo de su historia.

El canadiense James Peebles obtuvo la mitad del galardón por predecir algunas propiedades de la radiación cósmica del fondo de microondas.

“En este contexto Peebles también contribuyó a entender cómo se empezaron a formar las superestructuras cósmicas que hoy conocemos a partir de las perturbaciones en el plasma primordial. Pensó en nubes de gas de una especie de materia masiva y débilmente interactuante que pronto se condensara bajo la atracción gravitatoria y formara, junto con la materia ordinaria, supercúmulos de galaxias, cúmulos y galaxias. Esta materia masiva débilmente interactuante la conocemos hoy como materia oscura”, detalla Granese.

James Peebles

Los trabajos de James Peebles, que desarrolló toda su carrera en la Universidad de Princeton, permitieron interpretar esta radiación y descubrir que el Universo observable representa apenas el 5% de toda la materia y energía existente. El 95% restante está formado por materia oscura, que tiene masa pero no es visible, y por una enigmática energía oscura que los astrofísicos no logran descifrar las partículas que la constituyen.

Mirá también

El nuevo Nobel de Física, expresó su deseo de “ver la materia oscura”. “Creo que está muy claro que está ahí. La evidencia es sólida, está bien comprobada, es consistente. Hay una forma misteriosa de materia, que llamamos materia oscura”, indicó.

El científico Michel Mayor
(AP Photo/Manu Fernandez)

Otro de los grandes interrogantes de la astrofísica moderna es saber si somos la única especie en este universo cambiante del que nuestro Sistema Solar es una parte ínfima y remota. Lo que sí se pudo confirmar, gracias a Mayor (Lausana, Suiza, 1942) y Queloz (Ginebra, Suiza, 1966) es que nuestra estrella, el Sol, no es la única que tiene planetas a su alrededor.

Didier Queloz, obtuvo el Nobel junto con Michel Mayor
EFE/EPA/ANDY RAIN

Estos científicos inauguraron el campo de investigación de los exoplanetas e Introdujeron una nueva técnica para detectarlos. Con ella localizaron 51 Pegasi b, el primer planeta fuera de nuestro vecindario. “Fue una revelación que cambió para siempre nuestra visión sobre el lugar de la Tierra en el Universo”, argumentó Mats Larson, presidente del Comité Nobel.

Mirá también

Su hallazgo inició una revolución en la astronomía. Desde entonces se detectaron más de 4.000 mundos extrasolares en la Vía Láctea, algunos de ellos muy extraños, con una increíble riqueza de tamaños, formas y órbitas.

Newsletters Clarín

Uno por uno, los Especiales Clarín de la semana | Producciones periodísticas de calidad sobre temas sorprendentes y de amplio interés social.

Todos los sábados

Recibir newsletter

La técnica que desarrollaron Mayor y Queloz, llamada de velocidad radial, consiste en medir cómo una estrella se acerca y se aleja de la Tierra a medida que un planeta orbita a su alrededor y la atrae con su gravedad. Esta técnica ha sido utilizada después con éxito por numerosos grupos de investigación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *